agosto 3, 2020
Mochila para gato

Mochila para gato

Cuando tenemos por primera vez un gato como mascota y no sabemos casi nada sobre este animal, conviene leer un poco sobre ellos para brindarles un mejor cuidado y estar prevenidos para cualquier tipo de actitud de la que no estemos acostumbrados.

Los gatos domésticos suelen ser bastante más independientes que otras mascotas y tienen un carácter bastante peculiar, así que los cuidados y los accesorios que adquirimos para nuestro perro no van a ser los mismos que necesitamos en caso de tener en casa por primera vez a una mascota felina.

Si bien, los gatos tienen características innatas e inamovibles, debemos tomar en cuenta que se adaptan a las características del entorno donde viven y la educación que le podamos brindar como amos. Pero hay una característica de los gatos que es muy difícil modificar, y es que a estos felinos no les gusta por nada del mundo pasear o salir al exterior, o por lo menos no de la manera que estaríamos acostumbrados a pasear a nuestros perros, caminando con él con una correa.

Mochila para gato

Qué utilidad tiene una mochila para gato

Habíamos dicho que los gatos tienen comportamientos muy diferentes a los que pueda tener otra mascota como los perros, y es acertado. Una de las características que tienen los gatos domésticos es que no les gustan los cambios y por ende, no les gusta salir de su zona de confort. Y en este caso, su zona de confort es su hogar o nuestra casa, allí tienen su arenero para hacer sus necesidades y sus accesorios con los que juegan. Por lo que la actividad de sacarlo a pasear no está en sus planes, ya que básicamente no lo necesitan o no lo ameritan de igual manera que los perros.

Por otro lado, los gatos domésticos se estresan cuando salen a la calle a pasear ya que no están diseñados para salir al exterior o por lo menos no de la forma que se nos ocurriría a priori, llevándolos con una correa caminando. Sin hablar de que su personalidad independiente y escurridiza lo que hará será que se inquiete, se suelte y en el peor de los casos se pierda.

Pero existen momentos en los que es necesario sacar al gato de la casa, ya sea para las consultas rutinarias con el veterinario, para ir a la peluquería, o incluso para viajar. Es para esto que va a ser de mucha utilidad una mochila para gatos. Nos va a garantizar seguridad y el confort que nuestro gato necesita para sentirse relajado y no caer en ansiedades. También para garantizar que el gato no se escurra y se escape. Recordemos que los gatos domésticos suelen ser bastante dependientes de nosotros y generalmente no tienen las herramientas instintivas para volver a casa si se pierden, ya que no están acostumbrados a salir.

Elementos que debe tener una mochila para gato

Una mochila para gatos nos va a facilitar la tarea de transportar a nuestro gato a algún sitio donde necesitemos llevarlo. Tenemos que recordar que a pesar de que podamos sacar a nuestro felino en una mochila, esta no es una actividad de la que él disfrute demasiado. De igual manera le generará un poco de estrés por sentirse fuera de su zona confortable, así que tomemos en cuenta algunos factores que debería tener cubiertos la mochila que compremos o  adquiramos, ya sea para evitar que se escape o para hacerle al gato la actividad de salir de casa menos estresante.

Mochila para gato

  • Ganchos internos. Los ganchos internos nos van a ayudar a enganchar la correa del gato en la mochila, de manera que a pesar de abrirla no se nos vaya a escurrir y se vaya a escapar. Generalmente se ubican como su palabra lo indica, en el interior de la mochila.
  • Confort y ergonomía. Asegurémonos de que la mochila sea cómoda para nuestro gato pero también para nosotros. Lo ideal es que la mochila también cumpla esta función. Por dentro debería ser un poco acolchada y en las asas también, para brindarnos un poco de comodidad al transportarlo.
  • Superficie translúcida y respiradero. Algo que no puede faltar en la mochila que adquiramos será que tenga un respiradero para el gato, que a la vez funcionará para que pueda asomarse y no sentirse tan encerrado. De esta manera será mucho menos traumante la actividad para nuestro gato. Este elemento suele presentarse en forma de una malla translúcida.

Tipos de mochila para gato

Dependiendo de para qué parte planeas llevar a tu gato podríamos sugerirte un tipo de mochilas específicas para cada ocasión.

Mochilas para viajar en avión

Si bien es cierto que en el mercado existen diferentes modelos que cumplen con las medidas necesarias para viajar con nuestro felino en cabina de avión, es recomendable siempre contactar con la aerolinea donde planeamos viajar y ponernos al tanto de si principalmente aceptan que nuestro gato viaje con nosotros. Todo dependerá de la aerolínea y sus normas. Sin embargo, las aerolíneas que permiten viajar con mascotas en cabina, generalmente tienen unas medidas y un peso que rige dicho traslado. El peso debería ser de 7 a 8 kilogramos y esto incluye el peso del gato junto con la mochila. Las dimensiones permitidas de la mochila para viajar en cabina de la mayoría de las aerolineas suelen ser  aproximadamente estas: 32 x 29 x 42 cm. Recordemos estás medidas cuando vayamos a comprar nuestra mochila para viajar.

Mochilas para viajes cortos

Estas mochilas no es necesario que cumplan ciertas medidas. Lo ideal es que tu gato esté cómodo y tú también al llevarlo. Suelen tener las medidas aproximadas para que un gato promedio pueda viajar de manera cómoda y ventilada dentro. Sirven para paseos o salidas cortas, como para transportar a la peluquería o al veterinario. Pueden colocarse en la espalda o en el frente de nuestro cuerpo.

Soluciones caseras

Este tipo de soluciones para transportar a tu gato serian para casos de emergencia. No es recomendable utilizarlo para viajes largos o planificados. Esto solo te servirá para trasladar a tu felino cuando la situación te tome por sorpresa y sea imprescindible trasladarlo con urgencia. En este caso puedes usar una mochila deportiva de nylon o tela más o menos transpirable. Puedes llevarla en el pecho para que te sea fácil controlar a tu mascota y evitar que se salga o se escape. También para chequearlo de vez en cuando y ver cómo está de ánimo.

Lo importante de cualquiera de estas opciones es brindarle comodidad al gato y no generarle más estrés del que implica salir de paseo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies